Fórmula Uno: Vestappen ganó en Imola una carrera de locos

0
223

Con firmeza, Max Verstappen (Red Bull) se impuso en una compleja competencia; Lewis Hamilton (Mercedes), que parecía perder toda chance en un despiste, fue segundo; y la revelación de la carrera Lando Norris (McLaren) arribo tercero.

Fue una carrera que quedará en la memoria por la gran cantidad de incidentes. Pese a tantos problemas, golpes, despistes y bandera roja, Max Verstappen se impuso en el Gran Premio de Emilia Romagna, en el circuito italiano de Imola, y de esa forma el piloto de Red Bull consiguió su 11ª victoria en la Fórmula 1.

Verstappen se mostró muy firme en todo momento, aunque fue escoltado por Lewis Hamilton, que en un momento parecía quedar fuera de la carrera pero finalmente sacó un valioso segundo puesto con Mercedes. Y en tercer lugar, el más que festejado podio de Lando Norris, con McLaren, en una fantástica labor.

Siempre que hay incertidumbre con el clima, se traslada a la pista. Y en este caso no fue la excepción, ya que antes de largar la duda fue si colocar neumáticos para lluvia o intermedios debido a la lluvia que había caído un rato antes. Ya el comienzo de la carrera fue emocionante.

En los primeros metros, Verstappen protagonizó una excelente largada, al saltar desde el tercer lugar a la vanguardia, superando a su compañero de equipo, el mexicano Sergio Pérez, y al propio Lewis Hamilton en el abordaje de la curva 1.

El sobrepaso tuvo roce y hasta polémica, ya que Hamilton evidenció el perjuicio por esa situación. Al margen, Verstappen aceleró adelante, seguido por Hamilton y Charles Leclerc con la Ferrari.

El piloto monegasco había superado una situación de susto, ya que se había despistado en la vuelta previa (también Alonso), aunque sin consecuencias y regresó a la pista para largar finalmente desde su cuarta ubicación.

En la primera vuelta nomás la carrera se neutralizó por el golpe de Nicholás Latifi (Williams). Primero se había despistado con un sem-itrompo, y al regresar a la pista, se cerró en su trayectoria, impactó con el neumático trasero derecho contra el Haas de Mazepin y se estrelló contra el muro.

El otro Haas también tuvo inconvenientes, ya que Mick Schumacher se pegó, rompió la trompa, pero hasta que no salió el auto de seguridad, no pudo entrar a cambiar esa parte del auto.

Durante las primeras 26 vueltas Verstappen le llevó 5 segundos de ventaja a Hamilton. Pero a partir de allí el campeón achicó la diferencia notablemente, a medida que se secaba la pista.

En el giro 28 Verstappen ingresó a cambiar neumáticos y en la vuelta siguiente lo hizo Hamilton, aunque continuó detrás del holandés. El trabajo en los pits no fue el mejor por parte de Mercedes, ya que perdió tiempo y Hamilton volvió a ubicarse a 5 segundos del líder.

La vuelta 31 fue fatídica para Mercedes. Hamilton se despistó y si bien no se pegó, perdió muchísimo tiempo para no quedar encajado. Finalmente dio marcha atrás para salir desde ese sector. Simultáneamente, George Russell (Williams) perdió el control del auto y le pegó al Mercedes de Valtteri Bottas. El incidente provocó la neutralización de la carrera y la posterior bandera roja.

Con 34 giros sobre los 63 pactados, se retomó la carrera tras la bandera roja. Lando Norris (McLaren) superó a Leclerc y se colocó detrás de Verstappen.

Pero Hamilton se recuperó desde el octavo lugar. De a poco escaló hasta llegar a la segunda posición, que le permitió mantenerse adelante en el campeonato con 44 puntos, uno más que Verstappen, gracias al punto extra por el récord de vuelta en Imola. En tercer lugar se ubica Norris, con 27.

En dos semanas, se disputará el Gran Premio de Portugal, en Portimao.