Hyundai Tucson 2020: se renueva rompiendo moldes

0
127

El SUV compacto se transforma por completo con innovaciones como las luces ocultas en una parrilla sorprendente.

Hablar de Hyundai es hablar del modelo Tucson, su SUV más vendido en toda su historia que ahora se renueva con la cuarta generación. Los diseñadores de la marca coreana han sido valientes con el nuevo Hyundai Tucson 2021, que renueva por completo las formas y su apariencia. La firma califica su diseño de experimental, aunque no se la puede jugar con un modelo del que ha vendido siete millones de unidades desde su lanzamiento al mercado en 2004.

Eran los albores del auge de los todocamino tras el éxito del Nissan Qashqai, que pronto encontró un sólido competidor en el Tucson. En Europa, el modelo suma 1,4 millones de clientes. Aunque en la primera generación llegaba al mercado europeo importado desde Corea, el éxito de ventas llevó a la marca a iniciar su producción en la planta de Nosovice, en la República Checa, desde la segunda generación.

Tucson crece en dimensiones
El nuevo Hyundai Tucson representa «una revolución para Hyundai en términos de diseño», según dice la propia marca. Tiene un volumen más grande y ancho que su predecesor y cambia las superficies lisas por otras con abundantes nervios que le dan un aspecto dinámico y musculoso que en el lateral nos recuerda mucho a los SUV de Lexus. Con 20 mm más largo, 15 mm más ancho y una distancia entre ejes que se ha aumentado en 10 mm en comparación con la generación anterior.
La filosofía del nuevo diseño recibe el nombre de Sensuous Sportiness, que se caracteriza por la armonía entre cuatro elementos fundamentales: proporción, arquitectura, estilo y tecnología. «Su propósito es brindar un toque sensual y emocional a los vehículos Hyundai, gracias a tecnologías y soluciones innovadoras», afirma Hyundai en la presentación del nuevo modelo.

Quizá lo más singular del nuevo Tucson se puede ver en el frontal, con una parrilla que cubre casi toda la superficie con un diseño basado en algoritmos geométricos. Supone un paso más en la integración plena de parachoques, parrilla y luces, que quedan ocultas tras esas formas geométricas que son como pequeñas alas alineadas. Hasta el parabrisas trasero está oculto bajo el espoiler del techo para no interferir en las formas del diseño.

A la venta a final de 2020
Puestos a ocultar, el nuevo Tucson también prescinde de los botones físicos habituales en el salpicadero y los sustituye por un panel táctil debajo de una pantalla de 10,25 pulgadas.

El nuevo Tucson dispondrá de tres motorizaciones electrificadas y dos motores de combustión interna con cuatro opciones de transmisión. Tendrá híbridos suaves de gasolina y diésel de 48 voltios, híbridos completos e híbridos enchufables.

Los primeros modelos de Tucson completamente nuevos, híbridos, diésel y gasolina, incluido el híbrido suave de 48 voltios, se pondrán a la venta en Europa hacia fines de este año. Mientras tanto, la versión híbrida enchufable y el acabado N Line llegarán a principios del próximo año.

(CocheGlobal para Motortop)