Lo hicieron: Maserati Ghibli Hybrid

0
194

El primer modelo electrificado mejora las prestaciones y el precio de la versión diésel y se convertirá en el más vendido de la gama.

El nuevo Maserati Ghibli Hybrid ha llegado a los concesionarios de la marca italiana con vocación de liderazgo. Los ingenieros del Maserati Innovation Lab de Módena tenían un reto por delante en el primer modelo electrificado de la firma. Cómo incorporar un motor eléctrico y una batería propias de un híbrido suave no enchufable (Mild Hybrid) a una berlina que tenía que mantener su carácter deportivo y la garra de Maserati.

En la marca italiana están contentos con el resultado de su primer paso hacia la eletrificación, hasta el punto de que confían en que el nuevo Ghibli Hybrid se convierta con rapidez en la versión más vendida de la gama de esta berlina. Además de las prestaciones mejoradas de este híbrido suave, el modelo cuenta con un precio muy competitivo de 82.700 euros gracias a una oferta especial de lanzamiento que supone un ahorro de más de 4.000 euros en relación con la variante con motorización diésel.

Un híbrido suave y discreto
El descrédito en el que ha caído el diésel junto al precio competitivo del híbrido suave junto a la tranquilidad que da que cuente con etiqueta Eco de la DGT son argumentos a favor del Maserati Ghibli Hybrid, que acaba de llegar a España y ha sido presentado en el concesionario del grupo Quadis de Barcelona.

El Ghibli Hybrid es un híbrido suave y también muy discreto. Apenas se diferencia de sus colegas de combustión interna por algunos detalles como el color azul en las branquias laterales, las pinzas de freno y las costuras de la tapicería, aunque la configuración permite incluso prescindir de esos toques electrificados.

Bajo el capó también es discreto ya que no se hace notar. Para empezar, el Ghibli Hybrid no arranca en modo eléctrico como la gran mayoría de los Mild Hybrid, sino que lo hace como apoyo al motor de gasolina 2.0 de cuatro cilindros con bloque de aluminio. La potencia máxima combinada es de 330 caballos, 20 menos que la versión diésel, aunque con la ventaja de disfrutar de un par igual gracias a la contribución del motor eléctrico en un régimen más amplio de revoluciones y de la batería que se recarga con la energía cinética y de las frenadas.

Modelos 100% eléctricos
El resultado es una aceleración mejorada de 0 a 100 km/h en 5,7 segundos a pesar de los casi 2.000 kilos de peso, 80 menos que el Ghibli diésel. Su velocidad máxima es de 255 km/h. «Podria parecer un poco ‘light’ en la entrega potencia pero tiene una aceleracion por encima diesel y un 20% menos de consumo que la versión con motor V6», afirma Sergio Casanovas, experto en producto de Maserati Iberia.

Con este chute de potencia extra, el Ghibli amplía sus horizontes hacia la electromovilidad después de haber vendido casi 100.000 vehículos desde su lanzamiento en 2013. Este modelo es solo el primer paso en el camino de reducción de emisiones, en el que los siguientes en llegar en 2022 serán los 100% eléctricos GranTurismo y GranCabrio. En el horizonte se encuentra el superdeportivo eléctrico MC20.

(CocheGlobal para Motortop)