Nuevo hypercar de Aston Martin se llama Valhalla

0
17

La marca presenta su prototipo del nuevo superdeportivo enchufable, que saldrá al mercado en 2022 y que alcanza los 330 km/h.
Aston Martin se puso como desafío desarrollar un hypercar pero electrificado. El resultado es el prototipo Aston Martin Valhalla, un impresionante superdeportivo híbrido enchufable de hasta 950 caballos de potencia ybque alcanza una velocidad punta de 330 km/h.

Construido con conocimientos de chasis, aerodinámica y electrónica forjados en la Fórmula 1, y con una tecnología de tren motriz híbrido de vanguardia, Valhalla es un formidable escaparate tecnológico, según destaca la marca.

La mecánica híbrida enchufable del modelo combina un motor V8 biturbo de 750 caballos de potencia, con dos motores eléctricos. En total, el sistema propulsor entrega hasta 950 caballos, con una autonomía ‘cero emisiones’ de hasta 15 kilómetros.

130 km/h en modo eléctrico
En modo eléctrico, el automóvil podrá alcanzar los 130 kilómetros por hora. Se prevé que las emisiones de dióxido de carbono (CO2) por kilómetro se sitúen por debajo de los 200 gramos y que alcance una velocidad máxima de 330 kilómetros por hora.

Valhalla es el último y más relevante producto de la estrategia Project Horizon de Aston Martin, que ha sido dirigido por el consejero delegado de la empresa, Tobias Moers. «Valhalla, el primer superdeportivo con motor central de producción en serie de Aston Martin, es un acontecimiento verdaderamente transformador para esta marca de superlujo. El lanzamiento de Valhalla demuestra el compromiso de Aston Martin con la creación de una gama de coches excepcionales con motor central enfocados en el conductor», ha indicado el presidente de Aston Martin, Lawrence Stroll.

«Este automóvil es nuestra primera oportunidad de demostrar realmente de lo que somos capaces en un sentido de producción real. Hemos creado nuestro propio motor V8 refrigerado por aire y con cigüeñal plano y lo hemos combinado con un potente sistema híbrido», ha puesto en valor el jefe de Ingeniería de Trenes, Ralph Illenberger.
(CocheGlobal)