Renault renueva el Captur, el superventas «Made in Spain»

0
142

El nuevo Renault Captur se lanza con una cara nueva en una gama de cinco motores, híbridos, GLP y gasolina, y la nueva terminación Sprit Alpine.

Renault acaba de desvelar como es el renovado Captur, el superventas que se produce desde 2013 en la planta española de Valladolid, de donde han salido desde entonces 2,2 millones de unidades para más de 90 países. El Renault Captur, que revolucionó el segmento B cuando llegó al mercado en sustitución del Modus, es el de mayor volumen de ventas de Renault en España desde 2019, por delante del Clio y el Arkana, además de las ventas mundiales de Captur en 2023, el 58% correspondieron a operaciones con particulares, en España ese porcentaje sube al 60%.

El compacto y versátil Renault Captur mide 4,23 metros de largo (un centímetro más que la generación anterior), con una batalla de 2,63 metros, 2 de ancho (con retrovisores) y 1,7 de alto. La nueva gama en España está formada por tres terminaciones con diferentes niveles de acabado y cinco motores (en algunos mercados hay un sexto), híbridos, GLP y gasolina.

Híbrido no enchufable

La gama de propulsores incluye un full hybrid (no enchufable) que combina un motor de gasolina y dos eléctricos con una potencia conjunta de 145 caballos y cambio automático que consigue un consumo medio de 4,6 l /100 km con una autonomía de unos 1.000 km y capaz de circular el 80% del tiempo que lo hace por ciudad en modo 100% eléctrico. Sébastien Guigues, director general de Renault y Alpine Iberia, destacó que esta motorización es “tan eficiente como un diésel”. En 2023 el 19% de las ventas del segmento B en España correspondieron a versiones híbridas, el 65% gasolina y sólo el 2% eléctricos puros.

Con el motor de GLP que combina gas y gasolina se consigue reducir un 10% las emisiones de CO2 y una autonomía total de unos 1.100 Km. El resto de la gama está formada por un gasolina de 90 caballos y dos híbridos suaves de 140 y 160 caballos. Por primera vez el Captur dispone de una terminación Esprit Alpine, la más alta de la gama, con llantas de 19 pulgadas y una tapicería especial con pespuntes en blanco, azul y rojo, los colores de la bandera francesa. Además, cuenta con una terminación básica y una intermedia que Renault llama Techno. 

Paula Fabregat, directora de proyectos de diseño de Renault que trabaja estrechamente con Gilles Vidal, director de diseño de Renault, destacó que en el nuevo Captur “se ha integrado en el nuevo lenguaje de diseño de la marca”, esto supone una nueva ‘cara’ con un frontal diferente que integra un capó rediseñado y más horizontal que le hace parecer más grande, una parrilla superior que es una pieza de policarbonato decorativa, con la toma de aire un poco más abajo y, sobre todo unas luces similares a los nuevos modelos de la gama, según el diseño que ha realizado Vidal para todos los coches de la marca del rombo.

Equipamiento digital del Captur

A la gama de colores, que pueden ser bitono con el techo en contraste, se suman ahora el gris y el champán, además de llantas de 19 pulgadas. Tiene una gran pantalla vertical en el centro del salpicadero de 10,4 pulgadas con Google integrado, con lo que es el primer modelo de Renault del segmento B que lo incorpora e incluye asistencia por voz. El cuadro de instrumentos es una pantalla digital de 24×9 cm que se puede personalizar. El nuevo Captur incorpora 28 sistemas de ayuda a la conducción.

(FUENTE: COCHEGLOBAL)